.

martes, 11 de septiembre de 2012

IANSÁ


 
 
Sus  senderos son: Iansá, Oía (Oyá), Oía Timboa y Oía Dirá.

Es uno de los orixás (dioses) madres más adorada en la umbanda y el candomblé.

Su nombre proviene del Yoruba “Iya Mesan”, que significa “madre de nueve hijos”. Algunos de sus sobrenombres: Cará, Diodá, Laté, Todalé, Fumí, Tená…

En las ceremonias, es la primera divinidad femenina que “surge o se presenta” al son del canto y blandiendo su espada de guerrera casi salvaje pero al mismo tiempo feliz.






En Brasil Iansá esta asociada, o es un sincretismo de Santa Bárbara (con el castillo) y Santa Juana, Oía es Santa Bárbara (sin el castillo), Oía Timboa es Santa Teresita y Oía Dirá Santa Rita. En Cuba Iansá, más conocida como Oyá, esta asociada a la Virgen de la Candelaria o Nuestra Señora de la Candelaria.
 
 

Fue la primera esposa de Ogun y más tarde la mujer más importante de Shangó, aunque se enamora con mucha facilidad y frecuencia. No es muy amante de las tareas domesticas y se mantiene a distancia de otros personajes femeninos centrales del panteón africano. 
 
 

Es la reina de los vientos, rayos y tempestades y del río Níger. Es iracunda y de gran coraje, siempre fiel a sus propias convicciones y a sus sentimientos. Su carácter es fuerte, osado, guerrero, apasionado, dominador y luchador. Suele permanecer en las tierras tradicionalmente dedicadas  a los hombres, pues le gusta estar presente tanto en los campos de batalla como en los lugares de riesgo y aventura.
 
 

Iansá es la deidad que hace que los corazones latan con mayor fuerza e intensidad. Dueña de la pasión, el placer, los deseos incontrolables, los sentimientos más profundos, atrevidos, irreflexivos y desesperados, Iansá gobierna el amor fuerte y sin temor a las consecuencias.
 
 

Ella es el único orixá que no teme a los eguns (espíritus de los muertos). Los domina en las fiestas a través de su “iruexim”, que es un instrumento ceremonial que consiste en una vara de hueso, madera o metal que lleva atada una mata de cabellos de cola de caballo.
 
 

Simboliza el aspecto guerrero y protector de la Madre Divina. Es la representación y el arquetipo de la mujer valiente y decidida que lucha en cuanto se presentan los problemas, sin esperar a que el tiempo los solucione mejor o peor.

Iansá no duda en hacer cara y batallar frente a frente los poderes más peligrosos. Es fría e implacable; vela por sus hijos como una celosa madre. Destruye todo lo que obstruye su camino.
 

 
 

¡Iansa llega,
con una corona luminosa en su cabeza!
Iansa llega,
con el viento y la lluvia;
recorre el bosque,
sobrevuela las colinas.
¡Aquí esta Iansa,
reina del viento y de la lluvia!
 
 
 

Es hermosa y puede parecer reservada a todos los que la conocen mal. Se puede contar con ella en caso de necesidad. Es testaruda y cuando se lanza a una empresa nunca la abandona.

Iansá es a veces la muerte. Transporta en sus alas las almas de los difuntos. Se desplaza con la rapidez del relámpago. Es luminosa y pura como el hielo. Igual que Ogun, difícilmente se deja corromper.
 
 
 
 
 

Características:

Fecha consagrada para este Orixá: 4 de diciembre.

Día: miércoles.

Símbolo: el rayo, símbolo de la justicia Divina y la espada, instrumento de la ley que salvaguarda, protege y sostiene a todos. También el cuerno de búfalo, el cuchillo y la copa.

Asociaciones y vínculos: todo tipo de fenómenos climáticos, en especial las tormentas con rayos y truenos.

Planetas: luna, Júpiter.

Elemento: fuego.

Chakra: frente y corazón.

Numero: 9.

Color: rojo y blanco, predominando el rojo sobre el blanco.

Ofendas: animales, chivo, gallinas coloradas, gallineta, palomas marrones. Objetos: copas, corazones, espadas, alianzas, coronas, rayos, bucios y monedas. Comidas: poroto tapé, apeté de batata, batata frita, miel, aceite de dendé, dulce de batata, manzana roja, tamales. Bebida: champagne y licor de menta, licor de cereza. Flores: rosas roja y amarilla. Velas, blancas, amarillas, rojas.

Frutas que le pertenecen: naranja, frutilla (fresa y fresón), cereza, mandarina, frambuesa, grosella, tomate.

Plantas y hierbas que le pertenecen: bambú, morera, cerezo, mandarino, laurel, canela, geranio, azucena.

Incompatibilidades: odia la calabaza y el cordero.

Metales: cobre, hierro, zirconio, plomo.

Piedras o minerales: coral, cornalina, rubí, granate.

Perfume: pachulí.

Espíritus elementales que gobierna: hadas, silfos, sirenas y náyades.

Partes del cuerpo que le pertenecen: estomago, vagina, trompas de Falopio, huesos de la cintura pélvica, senos, sangre.

Lugares de despacho: para Iansá, en los montes cercanos a la playa o en el cementerio. Para Oía, en la playa o en cementerio. Para Oía Timboa, en las higueras, en el cementerio o en el bosque. Para Oía Dirá, en los montes cercanos a las cascadas o en el cementerio.
 
 
 
 
 

1 comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...